Maestros vuelven a rechazar oferta del gobierno; entran a un callejón sin salida e insisten en diálogo

Tal como estaba previsto, la propuesta del Gobierno respecto de las demandas de los maestros no colmó las expectativas de los dirigentes del Magisterio, que consideran “insuficiente” el ofrecimiento gubernamental e ingresaron a un callejón sin salida porque no encuentran ningún punto de acuerdo en casi siete semanas de conflicto.

“Los ejecutivos coincidimos en que las respuestas (del ministro) son insuficientes, en este documento nos vuelven a refrendar lo mismo de la anterior semana, no hay más ítems, ratifican las 8.000 horas y la malla curricular ha entrado en otro escenario, pero nosotros nos ratificamos en que se debe suspender su aplicación”, dijo el dirigente magisteril, Patricio Molina  

Los maestros llegaron el lunes desde distintos distritos y nuevamente bloquearon las calles de La Paz demandando atención a su pliego. El Gobierno les había entregado una “nueva propuesta” la tarde del lunes y los maestros se tomaron la noche del lunes y todo el día del martes para descubrir que la propuesta no es diferente a la que tenían hace una semana.

Mientras, en las redes sociales empezaron a aparecer videos de ciudadanos de a pie que protestan por lo extendido del conflicto y la falta de solución que solamente perjudica a las labores normales en la sede de Gobierno.

El ministro de Educación, Edgar Pary, había solicitado a los dirigentes suspender las medidas de presión alegando que están respondiendo a las demandas de los maestros y que la instalación de una mesa de negociación debería suspender cualquier medida. Los maestros tienen paralizada la ciudad por segundo día consecutivo con el denominado, “bloqueo de las 1.000 esquinas”.

A las 20:00 de este martes, los dirigentes del Magisterio nuevamente acudirán al Ministerio de Educación para discutir la propuesta que fue rechazada en su ampliado de emergencia. El Gobierno no mejoró su oferta del número de ítems y tampoco el aumento salarial, sobre la nueva malla la declaró como “flexible” pero debe aplicarse, aunque sea a fin de año.